Opinión | “Ministra, con educación renuncie.”

No se trata de cartillas  mágicas con el elixir de la homosexualidad, ni de absurdas discusiones morales en las que se ha visto envuelta la humanidad, mucho menos de la inclusión o exclusión  según la perspectiva hacia las personas con inclinaciones homosexuales o diferentes a la heterosexual, se trata de la gran apuesta del Gobierno Nacional, de un eje temático, de un plan de desarrollo que se volvió en política de Estado. Recordemos  que el Plan de  Desarrollo Nacional lleva como título: “TODOS POR UN NUEVO PAIS” PAZ- EQUIDAD Y EDUCACION.

La historia tan corta como polémica, contiene  desde sus incubaciones grandes generadores de discusión nacional, GINA PARODY; llega al Ministerio de Educación, sin duda alguna, uno de los ministerios de mayor connotación si se analiza desde la arista, que esta cartera se dilucidaba como un pilar fundamental del Plan Nacional de Desarrollo y apuntaba a que Colombia se convirtiera en   estos cuatro años en el país  mejor educado del continente; no hablaremos como llegó la ex candidata a la Alcaldía de Bogotá, ni de su polémico paso por el Senado, tampoco de su abierta relación con otra ministra; iniciaremos hablando por la vehemencia de su discurso y la contundencia de sus palabras, cuando se refería a focos de corrupción claros, como lo concerniente al trasporte escolar, restaurantes escolares y las grandes novedosas y extraordinarias  apuestas, el bilingüismo, la jornada única y la gratuidad de la educación para los más vulnerables.

La historia tan corta como polémica, contiene desde sus incubaciones grandes generadores de discusión nacional, GINA PARODY, llega al ministerio de Educación, sin duda alguna uno de los ministerios de mayor connotación si se analiza desde la arista que esta cartera se dilucidaba como un pilar fundamental del Plan Nacional de Desarrollo y apuntaba a que Colombia se convirtiera en estos cuatro años en el país mejor educado del continente; no hablaremos como llego la ex candidata a la Alcaldía de Bogotá, ni de su polémico paso por el senado, tampoco de su abierta relación con otra ministra, iniciaremos hablando por la vehemencia de su discurso y la contundencia de sus palabras cuando se refería a focos de corrupción claros, como lo concerniente al trasporte escolar, restaurantes escolares y las grandes novedosas y extraordinarias apuestas, el bilingüismo, la jornada única y la gratuidad de la educación para los más vulnerables.

Criticar sus posturas en favorecimiento de la comunidad LGTBI, sería una postura de doble moral, si tenemos en cuenta que el Ex Comandante de la Policía Nacional el General del Anillo, más conocido como Don Rodolfo Palomino, lo que evidentemente a mi juicio es moral, profesional, jurídicamente reprochable es como ella usa sus ideologías para incluirlas dentro de un sistema educativo, aspecto que sería desastroso no porque nuestros niños y niñas, adolescentes y jóvenes se vuelvan mágicamente homosexuales través de estas, pero abriría una puesta a la confusión en cuanto su orientación sexual.

Si por material didáctico y audiovisual fuera deberíamos censurar el 80% del contenido proyectado a través de los canales nacionales, aunque de esto se diga poco, no hay que olvidar que son Ardila Lule y los Santodomingo quienes quietan y ponen presidentes y congresistas.

Para completar el collar de perlas de la mentirosa GINA, recordando el cántico infantil, “Gina la gallina, la mamá la regañó porque era muy cochina”; en este caso, muy mentirosilla, pues así lo quiera negar ella y el amplio grupo de seguidores que hoy tiene la abanderada Parody, las tales cartillas de la ideología de género ¡SI EXISTEN!.

Por si a algunos les resulta solo críticas mediáticas recuerden los grandes descaches anteriores de la bellas Ministra, cuando se refirió a los profesionales, técnicos y tecnólogos y los puso a su juicio en el mismo nivel laboral y académico, o cuando hablaba de los inmensos “avances tecnológicos e informáticos en donde se podían los profesionales de la medicina podían especializarse en cirugía estética mediante modalidades virtuales y hay que validarle esos estudios”.

Y sin embargo dándole el beneficio de la duda y la presunción de fe, refirámonos de una manera más técnica que paso con las promesas de infraestructura para las instituciones educativas victimas del invierno, o el bilingüismo, o el mejoramiento en los planes de capacitación a los maestros, o mejor la gran apuesta de su ministerio, la jornada única.

Por todo lo anterior Dra Parody, Usted que pertenece a la alta sociedad, a la Elite Gold, educada en las mejores universidades, digna de una excelentísima educación, con esa misma educación debería hacerle un bien al país Y RENUNCIAR, y no porque sea lesbiana y tenga una relación con otra colega suya, sino porque al paso que vamos seremos el país con la educación mas desorientada no solo del continente sino del planeta.

Por: Andrés Felipe Guerrero
@PipeGuerreroCH

Andrés Felipe Guerrero Chávarro

Neivano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *