En Neiva demolieron cambuche usado para venta y consumo de droga

La demolición de un cambuche utilizado para el consumo y venta de estupefacientes, permitió a la Administración Municipal, recuperar un espacio para la comunidad.

La demolición de un cambuche en un sector del barrio Carlos Pizarro de Neiva, le permitió a la Alcaldía, regresar la tranquilidad a la comunidad que allí habita, y a la vez, rescatar un área de protección, conforme a la ronda hídrica del Río Magdalena, en su margen derecha.

Operativo

Tras la denuncia vía correo electrónico, personal de la Dirección de Justicia se trasladó hasta el sector en mención para verificar lo establecido en la denuncia interpuesta por la ciudadanía del barrio Carlos Pizarro, noroccidente de Neiva, y al constatar la información se puso en conocimiento de la Secretaría de Planeación y Ordenamiento, por ser una área protegida de la Administración Municipal, para iniciar con la demolición del cambuche.

“Debido a varias quejas de parte de la comunidad, allegadas al correo institucional de la Dirección de Justicia, sobre un cambuche el cual estaba en zona de protección del Río Magdalena, hicimos la inspección ocular con funcionarios de Planeación, un Inspector de Policía y posteriormente con la comunidad materializamos la restitución de este espacio; sin embargo, antes de realizar la acción de demolición se solicitó a la Secretaría de Salud la fumigación respectiva en caso que fuera un posible contagio de COVID-19, seguidamente dimos cumplimiento a la orden por parte del Inspector Primero en Delegaciones con Funciones de Espacio Público y en compañía de la Secretaría de Planeación”, precisó el Director de Justicia Nelson Patiño Perdomo.

Según la comunidad del sector, en la zona habitaba un adulto que reciclaba, el cual falleció en Semana Santa y la ‘casa’ siguió siendo habitada por consumidores que perturban la tranquilidad de los habitantes. Los elementos del cambuche fueron llevados al botadero de basura municipal.

“Es un sector donde residía un adulto mayor, quien lamentablemente falleció en la pasada Semana Santa y por denuncia de la misma comunidad se informó a la Administración Municipal que ese lugar había quedado abandonado, y por el fallecimiento del señor empezó a ser utilizado por consumidores de estupefacientes, y en ese orden de ideas la comunidad denunció y procedió la Dirección de Justicia en cabeza de doctor Nelson Patiño, obviamente de manera articulada por la Secretaría de Planeación, quienes vinimos, hicimos la respectiva inspección y verificamos que el punto de denuncia está ubicado en una área de protección conforme a la ronda hídrica del Río Magdalena, en su margen derecha, sobre esas ideas se ha aportado a la Dirección de Justicia para ordenar la demolición y recuperación de dichos espacios”, explicó Giovanny Puentes, Secretario de Planeación y Ordenamiento.

Jenifer Osorio

Periodista y Diseñadora Gráfica

Comente aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este anuncio publicitario se cerrará en segundos.