Opinión | No es la forma !

Por: Felipe Guerrero.

Muchos terminarían una intervención con un “Que Dios bendiga a Colombia” (con P mayúscula). Yo he decido arrancar por ahí, porque sin duda alguna este país se lo está llevando el patas.

Decidí detenerme unos minutos, salir de mi zona de confort, abandonar mis problemas personales y pensar en la difícil situación por la cual estamos atravesando; y llegué a una conclusión que no merece estudio de rigurosidad, sino sólo detenerse a escudriñar qué están haciendo los que nos están representando y gobernando.

Lo primero que diré, lo haré asumiendo las críticas que sobrevienen, pero la solución a los problemas estructurales y heredados de siglos, no es la generación de odios y mucho menos el empleo de la violencia como mecanismo argumentativo para imponer ideologías. Doctor Gustavo Petro por quien voté e hice campaña de manera ferviente: ni el paro es suyo, ni considero que es la forma, como está utilizando algunos espacios para seguir extendiendo esa polarización que tantas vidas se ha llevado, sea la correcta.

El panorama es en lo absoluto alentador, un país incendiado ente odios, egos, sin razones; pero una sociedad llena de motivos, y quien debería ser el líder natural en un callejón sin salida, hundido entre su poca independencia, no quisiera estar en los zapatos del Presidente Duque, quien claramente responde a los intereses del TITIRITERO. Y el UBERRIMO lanzando llamas por doquier, destilando odios, como si los mas de 50 años de violencia y los miles de colombianos muertos no fueran suficientes.

Estamos en una sociedad paquidérmica y bajo el establecimiento de un Estado a punto de colapsar, cuando un senador distinguido “POR VAGO” comparte y celebra actos de violencia contra la mujer, precisamente el día en el que debemos hacer homenaje a defenderlas, amarlas y protegerlas. Tampoco es así Doctor JAIME FELIPE LOZADA, creo que pensaría distinto si la MUJER VICTIMA de la patada en la cara (un claro acto de uso excesivo de la fuerza) fuera su MADRE, a quien la respeto, solo por ese hecho de SER Mujer y a quien la sociedad, así como las instituciones del Estado deben garantizar su integridad física.

Dolor de patria y mucha zozobra se siente al saber que el ESMAD asesinó vilmente a un niño (se volvió de moda asesinar a nuestros niños con bombas, misiles, balas o proyectiles de gases); pero debe ser el mismo dolor al saber que la violencia está poniendo en riesgo más vidas de policías (que en últimas sólo cumplen órdenes de superiores con ganas de incendiar el país) y por qué no decirlo, de la sociedad civil.

Ojalá el Doctor Duque entienda que no es Alicia y que este no es el país imaginario precisamente de las Maravillas, porque Colombia no se escribe con P mayúscula… Con esa letra se escriben palabras como PETARDO, PARAMILITAR, O PAZ, por citar algunos ejemplos.

Amigo compatriota, con todo el respeto del mundo, si aún usted cree que la forma y el Medio es la violencia sin importar el “bando”, déjeme decirle que tiene un Problema con P mayúscula.

Ahora sí… DIOS BENDIGA A COLOMBIA

Andrés Felipe Guerrero Chávarro

Neivano.

Comente aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *